Cómo criar

Disciplina con Amor

Hace como un mes leí el libro Disciplina con Amor de Rosa Barocio. Ya la había visto hace un año en una conferencia hablando de cómo y por qué limitar la tecnología en los niños y me había gustado su enfoque así que ahí mismo compré su libro. Como estaba leyendo muchas cosas se quedó en la lista de espera y hasta ahora le tocó y aquí van mis opiniones al respecto.

Lo que no me gustó:

  • La autora habla mucho de los “padres malvavisco”… creo que desde ahí empezamos mal porque al poner un sobrenombre burlón a los padres que ella describe se genera una resistencia en el lector o por el contrario un deseo de no ser el malvavisco actuando rígidamente.
  • En varios casos al principio del libro hace juicios de valor sin fundamento científico. Por ejemplo: Es mejor comer con cubiertos que con las manos, es mejor dormir separados que juntos, o llenar de datos la cabeza de un niño lo hace más propenso a la violencia (habla de que los dato deben estar acompañados de educación emocional pero se va al extremo con ejemplos que no están directamente relacionados)
  • En una parte del libro pone como ejemplo de algo que está mal dejar al niño dormir en la cama de papá y mamá. Ella dice que “el hecho de que necesite dormir con los padres nos está diciendo, de alguna manera, que hay una necesidad subyacente insatisfecha en el niño” Yo soy de la idea de que un niño no pide lo que no necesita, si lo necesita y lo pide y se lo puedes dar y a ti no te molesta entonces qué hay de malo en dárselo, y en este caso no me parece nada subyacente la necesidad del niño. Claro que puedes ver de qué otras formas puedes ayudarle pero creo que negándole lo que quiere no le dará más seguridad. Es muy respetable si  mamá o papá no quieren dormir con el niño, pero eso es SU deseo, y para nada está sobre el deseo del niño, simplemente son dos deseos de igual importancia que en algún momento pueden chocar, y entonces se tiene que resolver. Igualmente si mamá y papá quieren dormir con el niño, no hay nada de malo, tanto niño como padres quieren lo mismo. Eso cambiará cuando el niño crezca y quiera su propio espacio. Rosa Barocio recomienda que los hijos duerman desde el primer año en su cuarto.
  • La autora también critica (como varios maestros de la corriente Waldorf) a los padres que damos opciones a los niños para que ellos eligen. Y creo que se debe de entender muy bien que los padres que elegimos hacer esto con nuestros hijos, les damos a elegir entre opciones previamente evaluadas por nosotros. Evidentemente si le dejas elegir a un niño entre la infinidad de opciones que existen probablemente elegirá mal o simplemente no sabrá qué elegir. Pero si se las reduces a 2, 3 o 4 opciones que tú apruebas, él podrá poner su granito para construir su propia vida. Pueden ser desde las decisiones más sencillas como qué ropa ponerse hasta a qué escuela ir aunque para la autora suene descabellado.
20170917_181549

Para que vean que sí es cierto que fui a su conferencia XD

Lo que me gustó:

  • Tanto en sus conferencias, como en sus videos y en el libro, Rosa Barocio me parece más o menos un punto medio dentro del abanico de ideologías respecto a la crianza. Reconoce la importancia del papel que tenemos los padres y detecta las formas en las que podemos perjudicar y ayudar a nuestros hijos a desarrollarse correctamente.
  • Hace hincapié en tomar con orgullo y diligencia nuestro papel como padres y nuestro lugar de autoridad y de adultos que sabemos más cosas. Por ejemplo para decir NO y punto. Ella dice que no hay que dar tantas explicaciones… yo soy fiel defensora de las explicaciones jaja pero de que hay que decir NO rotundamente a veces, eso sí. Por ejemplo: NO vas a ver esa película porque es para niños más grandes, cuando crezcas podrás verla.
  • A pesar de que no parece serde esta corriente anti-adultismo con la que yo me identifico más, tampoco me parece que llevar una crianza como ella la recomienda sea para nada perjudicial para el niño ya que habla de cuidar cuando son pequeños (tomar el timón) y soltar conforme van creciendo los niños (dejarles manejar), y nos insta a encontrar el equilibrio para no sobre protejer ni abandonar a nuestros peques.
  • Cuida mucho el bienestar del niño en sus primeras etapas: no violentar, no contaminar, no saturar al peque. Y rechaza la idea del premio y el castigo.

Creo que es un libro que no es para todos. Por ejemplo si eres unschooler “radical” o llevas una crianza respetuosa con apego o incluso talvez si eres Montessoriana te van a chocar algunos comentarios de la autora, especialmente en la primera parte del libro. PERO creo que puede ser un libro útil, especialmente para dos tipos de padres:

  1. Padres que se sienten mal al aplicar límites, que tienen miedo de traumar a sus peques y que sienten que los están sobrepasando y su autoridad como padres está minada.
  2. Padres que por el contrario no han experimentado de ninguna forma la crianza respetuosa y la disciplina positiva, es decir que son muy estrictos y que aplican continuamente castigos, gritos y nalgadas.

A mí en lo personal el libro no me pareció revelador pero sí creo que a cualquier padre le da la oportunidad para reflexionar sobre nuestras propias actitudes y pensamientos porque la autora relaciona mucho nuestras propias ideas y concepciones de la vida con las actitudes que tenemos con nuestros hijos y nos recuerda formas adecuadas de asumir nuestro papel de padres para lograr hijos felices y exitosos.

 

 

Anuncios

5 listas de Spotify para que los peques se concentren

Ahora que trabajo desde casa intento lograr un ambiente en donde mi hija se relaje y se concentre en sus actividades mientras yo termino mis propias obligaciones laborales. La gente me pregunta qué hace mi hija todo el día si no va a la escuela, si no se aburre, si me deja trabajar. Y sí, a veces mi vida y mi casa son un caos, pero generalmente ambas estamos tranquilas compartiendo el mismo espacio casi todos los días a todas horas XD.

Algo que me ha ayudado bastante es la música. Por eso comparto cinco de las listas que tiene Spotify que me han funcionado para este fin.

  1. Paceful Guitar
  2. Reading Chillout
  3. Sleep
  4. Coffee Table Jazz
  5. Clasical Dance Music: Ballet and Beyond

Haz la prueba y verás cómo tu peque adopta distintos moods dependiendo de la música que le pongas. Algunas le gustarán más o lo motivarán más a leer, a recostarse, a jugar, a bailar, al juego simbólico, a la construcción, a pintar, en fin.

Otro tip es no poner nada que le recuerde alguna caricatura porque entonces se le ocurrirá ver algún video o la televisión, y lo que queremos es ayudarle a concentrarse en lo que sea que esté haciendo.

Si haces escuela en casa, eres unschooler o simplemente tienes a tus peques “sin hacer nada” por las tardes o los fines de semana, seguramente la música será tu aliada. Recuerda que los niños necesitan esos ratos de no hacer nada para que su creatividad salga y alcancen niveles de concentración que les beneficien en todos los sentidos. No siempre podemos (ni debemos) entretenerlos o llenarlos de actividades, pero sí les podemos dar una ayudadita.

Imagen obtenida de Freepik

Smartick. Matemáticas en casa

Hay muchas formas de trabajar matemáticas y conceptos de lógica, pero a veces como mamá es difícil acercar a los niños a estos temas. Considero que los niños necesitan dominar súper bien esto porque eleva su capacidad de pensamiento abstracto, resolución de problemas de todo tipo, y además les ayuda en cualquier actividad cotidiana y profesional. Es muy diferente saberse los números del 1 al 50 de memoria que realmente entender el concepto abstracto de los números, irse poco a poco y a su ritmo natural es importante para que los niños desarrollen cada etapa de entendimiento correctamente. En mi casa utilizo los siguientes métodos con mi hija preescolar, aclarando que los números y las operaciones con estos no son ahorita mi objetivo principal, yo se los voy dando poco a poco conforme veo que ella realmente los entiende. (más…)